Edredones de cajón

¿Por qué es tan importante edredones de cajón?

¿Ha oído hablar en algún momento del lyocell? ¿Y el algodón egipcio? ¿Y el plumón de ganso? Hay muchos tipos diferentes de rellenos para edredones. Todos tienen escenarios térmicos muy diferentes y cada uno sirve para un propósito distinto. Pero, ¿cuál debería seleccionar?

Si pasas calor con tu edredón habitual, no dormirás bien. Si bien un óptimo edredón asiste para eliminar la humedad, respira y da una aceptable ventilación, puede no ser totalmente eficaz en una noche calurosa. Una aceptable solución es tener un edredón de verano más fino que te ayude a sostener la sensación de estar envuelto en un edredón, pero sin hacerte fallecer de calor.

Universalmente, el poliéster es una fibra de enorme calidez y bajo peso. Es un increíble relleno. Aunque anteriormente se ha empleado el algodón, este adolece de falta de flexibilidad. Y, más que nada en los meses de verano, puede resultar incómodo para dormir.

Con qué edredones de cajón quedarse

Si busca una noche de sueño confortable, un edredón relleno de plumas y plumón le ayudará sin duda. Le mantendrá caliente a lo largo del invierno y le dejará refrescarse en las calurosas noches de verano. Además de esto, se puede lavar a altas temperaturas y se puede secar en secadora.